8/4/19

Reseña: "Todo saldrá bien", Emilio Ortiz"

Una amante de la novela policíaca como yo no puede resistirte a una buena novela del género que va acompañada de buenas dosis de humor y de dos preciosos protagonistas caninos. Hoy os vengo a hablar de Todo saldrá bien de Emilio Ortiz.

Nº de páginas: 384
Editorial: DUOMO EDITORIAL
Idioma: CASTELLANO
Encuadernación :Tapa blanda
ISBN: 9788417128074

⇆⇆⇆⇆⇆⇆⇆⇆⇆⇆⇆⇆⇆⇆⇆⇆⇆

"UNA AVENTURA POLICÍACA HUMANAMENTE DELICIOSA

Una nueva agencia de detectives acaba de nacer en Madrid. La forman un grupo de lo más peculiar y divertido: Mario, un joven emprendedor invidente; Nicolás, su amigo del alma, y Milagros y Juanma, dos jóvenes con unas capacidades muy especiales. Juntos intentarán averiguar qué le ha sucedido a una joven que lleva meses desaparecida. Al equipo de detectives se unen dos sabuesos de primera: Cross, el extraordinario perro guía ya jubilado de Mario, que tendrá que vérselas con Jazz, el juguetón pastor alemán que lo acompaña ahora.

 La ciudad esconde muchos secretos y peligros, pero las aventuras en compañía son, sin duda, mucho más divertidas."

Emilio Ortiz nos trae con Todo saldrá bien su tercera novela y la "continuación" de A través de mis pequeños ojos.  ¿Por qué pongo "continuación" entre comillas? Porque ambas novelas pueden leerse de forma independiente aunque tienen en común la gran mayoría de personajes.



En esta ocasión, prácticamente la totalidad de la novela está escrita en tercera persona desde la mirada omnisciente de un narrador ajeno a la historia salvo en alguna pequeña ocasión donde volvemos a encontrarnos (como ocurría en A través de mis pequeños ojos) con la mirada tierna e inocente de Cross, ahora un perro guía jubilado, y Jazz, el nuevo perro guía de Mario.

En esta novela, el verdadero protagonista es Nico, amigo y empleado de Mario, que tras los problemas económicos que está pasando la empresa, Marioscaneos, decide darle un nuevo sentido a su vida y cambiar de trabajo ¿Y a qué ha decidido dedicarse? Nada más ni nada menos que a detective privado. Pero antes incluso de sacarse la licencia ya la sale al paso un caso que dará un giro a toda su existencia. Y  no solo a la suya, también a la de sus compañeros de Marioscaneos (Milagros, Mario y Juan María) e incluso a la de sus amigos perrunos.


El resto de personajes tendrán también una función importante dentro de la historia pero en esta segunda novela, el papel del protagonista central ha pasado del binomio Mario-Cross al binomio Nico-Cross.

Lo que caracteriza tanto a los protagonistas humanos de esta novela como a los protagonistas animales es la nobleza y la pureza de sus sentimientos. Son personajes limpios, con buenos sentimientos y puros de corazón. Son gente sencilla (superhéroes sin capa como los llama el propio autor) que cuando ven que un amigo o incluso algún desconocido necesita ayuda, no dudan en proporcionársela, y la amistad entre ellos es sincera y profunda. Son personajes que llegan al corazón.

La historia es sencilla y fluida y está plagada del sentido del humor que ya caracterizaba al autor en su primera novela. Es una novela policíaca diferente que no solo te atrapa por el misterio a resolver sino por el entresijo de las historias de los personajes. Personalmente, es una historia que debido a la forma en la que está escrita (con ese toque continuo de humor e ironía) la he leído con una media sonrisa en la cara.

Cuando empecé a leer esta novela, pensaba que iba a encontrarme con una nueva novela narrada desde el punto de vista de Cross, el perro guía, pero no fue así. No sé si recordaréis que eso fue una de las cosas que más me gustaron de la primera novela, pero, lejos de decepcionarme, creo que en Todo saldrá bien ha sido todo un acierto. Si de nuevo nos hubiésemos encontrado con una novela narrada completamente desde el punto de vista de un perro quizá podríamos decir que era "más de lo mismo", sin embargo, al intercalar esos pequeños fragmentos de la visión canina con el narrador en tercera persona, le da frescura y originalidad a la narración.


He de reconocer, además, que me han encantado las pequeñas alusiones a recientes escándalos políticos (algo sobre unas cremas faciales y sobre unos máster...) y el pequeño cameo que hace el propio autor y su perro Spock.

A pesar de encontrarnos ante una novela policíaca (diferente, eso sí, a lo que estamos acostumbrados a leer de este género) con desapariciones, matones, sectas y secuestros, la sensación final que ha dejado esta novela en mi ha sido de ternura. Ternura por todos esos personajes humanos y perrunos, por esa amistad tan sincera que hay entre ellos y por esa destilación continua que hay de compañerismo.

Personalmente, espero que las aventuras de este curioso futuro detective privado no queden aquí y que podamos disfrutar de más casos divertidos y originales como el que nos encontramos en Todo saldrá bien.


Una novela policíaca distinta a las que estamos acostumbrados a leer, con grandes dosis de humor, ironía pero también crítica social y política, pero sobre todo con unos protagonistas entrañables.

Besotes y Felices Lecturas

6 comentarios:

  1. Lo tengo pendiente. El anterior me gusto bastante. Gracias por tu reseña
    Un saludo
    Pilar

    ResponderEliminar
  2. Estoy segura de que me gustaría.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una historia muy bonita. Yo también creo que te gustaría.

      Besotes

      Eliminar
  3. Lo he leído y me ha encantado , al leerlo te transporta a la aventura detectivesca ... Esto es disfrutar con la lectura , de esta novela ... Increíble

    ResponderEliminar

Deja tu comentario ¡Me hará muy feliz saber tu opinión! :)