2/3/18

Reseña: "El Silencio de la Ciudad Blanca (1)", Eva Gª Sáenz de Urturi

¡Buenos días!

Hay novelas que te atrapan y no puedes soltarlas, otras que al poco de empezarlas ya te aburren sobremanera y otras que ni fu ni fa ¿Cuál de estos casos será El Silencio de la Ciudad Blanca de Eva Gª Saenz de Urturi?


Nº de páginas: 480 págs.
Encuadernación: Tapa dura
Editorial: PLANETA
Lengua: CASTELLANO
ISBN: 9788408154167


"Tasio Ortiz de Zárate, el brillante arqueólogo condenado por los asesinatos que aterrorizaron la tranquila ciudad de Vitoria hace dos décadas, está a punto de salir de prisión en su primer permiso cuando los crímenes se reanudan. En la Catedral Vieja, una pareja de veinte años aparece muerta por picaduras de abeja en la garganta. Pero solo serán los primeros.

Unai López de Ayala, un joven experto en perfiles criminales, está obsesionado con prevenir los asesinatos, una tragedia personal no le permite encararlos como uno más. Sus métodos  enervan a su jefa, Alba, la subcomisaria, con la que mantiene una ambigua relación marcada por los crímenes..., pero el tiempo corre en su contra y la amenaza acecha en cualquier esquina. ¿Quién será el siguiente?".



Veamos, ¿Qué tenemos en esta novela? Un hombre que lleva veinte años en la cárcel por una serie de asesinatos múltiples rituales, un hermano gemelo que era policía y fue el que lo apresó, un expero en criminología que entró en el cuerpo justo a causa de esos asesinatos ¿lo hubiese hecho él mejor?. 

Tasio, el asesino, está a pocas semanas de salir en su primer permiso carcelario pero justo ahora, tras un período de descanso de 20 años, vuelven a cometerse la misma clase de asesinatos con una pequeña variante ¿tendrá Tasio algún seguidor al que está guiando para que cometa los asesinatos? ¿Será en realidad Tasio inocente?

Unai, experto en perfiles criminales, está a cargo de la investigación. Obsesionado con descubrir al causante de los nuevos asesinatos y teniendo como base los antiguos, verá como su mundo da un drástico giro.

Esta novela es la primera parte de una trilogía. Una trilogía, que ya os adelanto, promete ser todo un boom entre los aficionados a los thrillers (por cierto, la segunda parte, Los Ritos del Agua, ya hace tiempo que está a la venta. Y la tercera, no creo que tarde en salir). Con esto ya os he dicho que esta novela es de los primero casos: de esas que te atrapan y no hay manera de liberarse. Que tienes 10 minutos antes de ir a recoger al peque al cole: Te pones a leer. Que estás esperando que tu marido y tu hijo terminen de arreglarse para salir: Te pones a leer. Que en la tele están dando una película que llevas tiempo esperando: La grabas y te pones a leer.

Está muy bien escrita (salvo cuando viajamos a principio de los 70, está escrita desde el punto de vista de Unai, en primera persona). Cada suceso, cada historia, cada personaje... todo está bien hilvanado. No hay cabos sueltos. Los personajes, los paisajes, los escenarios están descritos a la perfección pero sin explayarse en exceso. Lo justo para situarte y no aburrirte. No hay escenas de relleno que no aportan nada a la historia y solo sirven para dar grosor al libro. Todo tiene sentido, todo forma parte de algo mucho más grande.

¿Se le coge cariño a algún personaje? ¡A todos, incluso al asesino! Porque como en la vida misma, no hay blanco o negro. sino diferentes matices de grises. El único personaje que se me ha atascado un poco ha sido Estíbaliz, la compañera de investigación de Unai, pero es un personaje creíble cuyas reacciones no son descabelladas.

Para mi es una novela perfecta de suspense, de esas de las que quieres más, que se hacen cortas a pesar de que tiene casi 500 páginas ¿Qué son 500 páginas cuando vuelan entre tus manos?

Me ha encantado, la verdad, y que conste que la cogí con miedo porque había leído tan buenas reseñas que pensaba que me iba a decepcionar ¡para nada! De hecho es de lo mejor que he leído últimamente. Para mi, El Silencio de la Ciudad Blanca (y estoy segura que el resto de la trilogía también) está a la misma altura que la magnífica Trilogía del Batzán de Dolores Redondo.



Por cierto, no os lo había dicho. Esta novela la gané en el concurso de Masa Crítica que ya os comenté cuando os hablé de Babelio. Si no hubiese sido por esto, esta lectura se habría ido aplazando en el tiempo porque no pensaba que iba a gustarme tanto.

Besotes y Felices Lecturas