domingo, 2 de agosto de 2015

Reseña: "Las Puertas del Paraíso", Nerea Riesco

¡Buenos días!

Hoy os voy a hablar de una preciosa novela, una que, no hace mucho, sorteé en el blog. Se trata de Las Puertas del Paraíso de Nerea Riesco



Nº de páginas: 576 págs.
Encuadernación: Tapa blanda
Editorial: GRIJALBO
Lengua: CASTELLANO
ISBN: 9788425347641


"La fascinante historia de un joven cristiano ciego y la hermana de un rey musulmán que se amaron por encima de credos y fronteras durante la Reconquista, una época marcada por la intolerancia y la violencia. 1482. 

Yago es un muchacho invidente que, junto con su padre, se une a la Corte de los Reyes Católicos, quienes se hallan inmersos en su cruzada contra los infieles. Se han instalado en Sevilla y la cocina de los Reales Alcázares se convierte en su mundo, un presente gris y monótono del que el joven escapa con los ojos de la imaginación. El azar lo llevará a descubrir su verdadera vocación: la música. Pero no todo es amable a su alrededor: Oreste Olivoni, el despótico encargado de las obras del palacio real, siente una profunda animadversión hacia él y hacia su padre, y no duda en ejercer su influencia para hacerles la vida insoportable. Mientras Yago avanza hacia la madurez, los Reyes Católicos prosiguen con su afán de Reconquista. La Guerra de Granada se salda con la captura del rey Boabdil, lo que supone un cambio importante en la vida del joven. Al lado del Sultán, Yago descubre la existencia de otro mundo más allá de las fronteras del reino cristiano, lejos de la terrible amenaza de la Inquisición, y toma la decisión de refugiarse allí. En los sensuales jardines del harén, abiertos para él debido a su condición de invidente, Yago conoce a Nur, la rebelde y bella hermana de Boabdil. Entre ambos surge una atracción incontrolable, arrolladora e incomprendida por todos, pero destinada a perdurar por encima del odio que enfrenta a ambos pueblos."
En esta novela, Nerea Riesco, nos transporta a la Granada de finales del siglo XV, una Granada reinada todavía por reyes nazarís pero que está sufriendo el acoso de las tropas del ejército de los Reyes Católicos y su lucha por la reconquista.

En mitad de esa lucha de poderes se encuentra Yago, el pequeño cristiano ciego que, junto con su padre, Esteban,  han de salir adelante en una España donde no hay sitio para personas con minusvalía.

España no pasa por su mejor momento ya que la Reconquista del País la está sumiendo en la miseria y la hambruna y la Inquisición campa a su anchas por ello padre e hijo, con sus pocas pertenencias en un hatillo, se lanzan a la aventura y se acercan al campamento que los Reyes Católicos tienen instalado en los Reales Alcázares de Sevilla para intentar formar parte de los miembros de su abundante corte. Sin duda el gran arte de Esteban con la cocina le abrirá las puertas. Yago siempre ha vivido bajo la atenta supervisión y vigilancia de su padre, pero será a partir de ese momento cuando empezará la verdadera "vida" de Yago. Esa libertad le permitirá vivir nuevas experiencias y, como no, meterse en líos. Uno de esos líos será Concepción, una de las jóvenes damas de compañía de la reina. Con Concepción Yago no solo conocerá el amor sino también el dolor.

Entre el enorme séquito que acompaña a Isabel y Fernando en su imparable lucha por recuperar España para los Cristianos, se encuentra uno de los personajes que marcará para siempre la vida de Yago y sus amigos: Oreste Olivoni, el arquitecto encargando de "cristianizar" los grandes edificios reconquistados. Oreste traerá a la vida del pobre Yago la muerte, el odio y la venganza. 

Pero no todo es desgracia en la vida de Yago, y, a veces, cuando se cree que todo está perdido, se hace la luz. Será en la impresionante Alhambra donde Yago recuperará la felicidad, el amor y la esperanza aunque siempre acompañada de la sombra de la Reconquista. La lucha entre moros y cristianos no facilitará en nada la vida del muchacho. 


El año pasado, como creo que ya os comenté, estuve de vacaciones en Granada y, como no, fui a visitar la impresionante Alhambra. Disfruté muchísimo pero no conseguía hacerme la idea de cómo sería la Alhambra en su época nazarí. Hasta ahora. Las puertas del Paraíso, con su exaltación de los sentidos, consigue transportarnos a una Alhambra colorida, llena de vida y rodeada de hermosas flores con su fragante olor. Tapices, sedas, flores, olores... todo está descrito con tal maestría que casi consigue que puedas verlo, tocarlo y olerlo.

 La historia de Yago va acompañada de pasajes (a veces más largos y otras más cortos) sobre la Reconquista. Nerea Riesco nos presenta a unos Reyes Católicos humanos y tremendamente preocupados por recuperar el territorio nazarí. Pero no solo conocemos la visión cristiana de dicha Reconquista, sino que la vida en el palacio nazarí nos es presentada con gran lujo de detalles (cromáticos, culinarios y culturales) permitiéndonos así poder comparar ambas versiones de la Reconquista (por cierto, también en la corte del rey Boabdil encontraremos a un personaje, esta vez femenino, que convertirá la vida de los protagonistas en un verdadero calvario).

Llegados a este punto, creo que no es necesario que os diga que Las Puertas del Paraíso es una novela que os recomiendo totalmente. Bien escrita, bien documentada, bien argumentada, con personajes bien definidos, con una historia entretenida y en la que los personajes y situaciones reales y ficticios conviven de forma magistral.



Espero que si la leéis o la habéis leído os animéis a dejar vuestra opinión en los comentarios para poder conocer así si a todos os ha gustado como a mi.

Saludos y felices lecturas.

2 comentarios:

  1. La historia me parece muy atrayente y que se ambiente en Granada, más ;)
    La ficho.
    BESOS!

    ResponderEliminar
  2. Cómo se nota que la has disfrutado. Precisamente la voy a leer en vacaciones. Estoy deseando ponerme con ella desde que me llegó pero tenía una serie de compromisos de los que me estoy ya despejando y voy a por ella en dos semanitas. Gracias de nuevo.

    Besos

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...